Cómo escribir una novela Juvenil (young adult)

Me preguntaron “cómo escribir una novela” y “cómo escribir literatura juvenil”; y la buena noticia es que conozco la respuesta a ambas. [Tamién te puede interesar el artículo “Ideas para escribir una novela juvenil“]

Partamos por lo básico: Una novela es un texto de al menos cuarenta mil palabras, que cuenta la historia de unos personajes (que habitan en un mundo), y que deben lograr un (o más de un) objetivo, sorteando obstáculos.

Personajes (+ Mundo) + Objetivo + Obstáculos

Y la Literatura Juvenil o Literatura Young Adult, es un género acerca de la adolescencia. Y ese concepto expresa el núcleo de lo que es este tipo de literatura: ser adolescente, conocer por primera vez todo lo que te convertirá en “adulto” y te hará formar parte de una sociedad compleja, y eso incluye enamorarse y enemistarse y conocer gente nueva y separarse de gente muy querida y cambiar de vida o luchar por no cambiar y encontrar “tu lugar en el mundo”, entre otras ideas que son tema de interés para la gente joven en general.

Entonces si unimos estos dos conceptos, podría decir que: Escribir un libro juvenil consiste en escribir una historia acerca de adolescentes (que habitan en un mundo por conocer) y que se ven enfrentados a desafíos que deben cumplir (objetivos) sorteando los obstáculos que impone su propia juventud (inexperiencia) y el ecosistema en el que les tocó vivir.

Adolescentes inexpertos (+ Mundo por conocer) + Desafíos/Objetivos + Obstáculos

Creo que es una definición genérica que recoge lo más relevante.

Cómo escribir una novela juvenil

Para escribir una novela, al menos el tipo de novela que yo prefiero escribir, debes tener claridad acerca de tres aspectos elementales de la historia:

  1. Personaje(s)
  2. Ambiente(s)
  3. Argumento(s)

Los Personajes (character) son tu protagonista y el resto de las “personas” que son relevantes en la historia. El Ambiente (setting) es el o los lugares donde transcurre la historia y que deben ser significativos y cumplir un rol en la misma. El Argumento (plot) es la suma de situaciones o pasos de la historia que se suceden uno tras otro y que llevan la historia desde su evento desencadenante hasta su conclusión inevitable.

El o la protagonista de la historia debe ser un adolescente, que va en edades desde los 14 hasta los 17 años. El ambiente puede ser cualquiera, desde el living de la casa hasta un imperio interplanetario. El argumento puede ser cualquiera, siempre y cuando permita al protagonista crecer y resolver sus problemas.

El romance es tema relevante de cualquier historia juvenil, y se puede mezclar con cualquier tipo de historia que quieras contar. Y lo recalco: no puede faltar el romance.

Haz que cada escena tenga sentido para la historia general y que haga avanzar el argumento. Haz que tus personajes sean concretos y que tengan características diferenciadoras. Y haz que el ambiente tenga resonancia con lo que ya conoces, pero que a su vez transporte al lector hacia lugares nuevos.

Y por sobre todo, ten en cuenta que tus lectores serán personas jóvenes, y que el peor error que podrías cometer es menospreciar su inteligencia.

¿Te sirve este artículo? Hazme preguntas más específicas en el cuadro de comentarios y las responderé en mi próximo post. Tamién te puede interesar el artículo “Ideas para escribir una novela juvenil“.

Si quieres saber más acerca del oficio de la escritura, te recomiendo leer el artículo manuales para escribir mejor.

2 Replies to “Cómo escribir una novela Juvenil (young adult)”

  1. Hola que tal para el 2018 pienso lanzar mi primera novela romantica y tengo unas dudas espero me ayudes. Saludos desde Lima.
    1) Yo estoy escribiendo mi primera novela romántica y las edades de los personajes tienen de doce a catorce años, tendría que cambiar las edades de los personajes para que sea mejor es decir que sea hasta los 17 años. A mí me parece que debería dejarlo así, nose tu que dices.
    2) cuales son los tipos de personajes que más gustan a las chicas.
    3) Seria mejor para la novela que el que narra la historia sea mujer que hombre; o no tiene nada que ver quien lo narra sino como lo narra.
    4) Final tragico o feliz. Las mujeres cual prefienen mas, debe de haber un porcentaje. Gracias

    1. Hola David, respondo con números.

      1) Si la historia está de acuerdo con las edades de los/las protagonistas y sus intereses a esa edad, pues no veo problema. Lo importante es no subestimar a un joven porque tiene poca edad y calzarlo con un estereotipo; solo le falta experiencia.

      2) No te obsesiones con esto. Distintas personas gustan distintos tipos de personajes. Hay estereotipos más comunes que otros, pero al atacar uno te estás alejando del otro público. En este caso te recomiendo conocer un poco mejor al público lector, y formular una estrategia pensada en ese público y no tanto en las tendencias editoriales.

      3) Hay novelas juveniles pensadas para hombres, para mujeres, para gay, lesbiana, transgénero… En cada caso, el género del protagonista es importante. Si quieres tomar una decisión rápida al repecto, piensa en John Green. Escribió varias novelas juveniles exitosas, con protagonistas varones; y aquella donde se volvió súper exitoso la protagonista es mujer.

      4) El final feliz es siempre mejor, incluso si no es 100% feliz, debe haber algún grado de final feliz en el que se resuelvan positivamente el argumento principal y algunos argumentos secundarios. Puede haber un argumento secundario con final triste, pero no hagas que el final de la historia gire en torno a él.

      Espero que te sirva. Saludos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *