Steven Universe

El backstory en la creaci贸n de mundos (worldbuilding)

Publicada el 28 de Junio de 2020.

Haré la distinción entre dos tipos de backstory o “historia anterior/pasada”: de personaje y de mundo. Me enfocaré en el backstory de mundo. Pero antes, hay que entender el primero.

El backstory de los personajes

El backstory de un personaje son todas las aventuras y desventuras en la historia de un personaje, ANTES del inicio de la historia presente. Incluye a otros personajes que formaron parte de su vida, los que permanecen y los que ya no están. Incluye sus relaciones familiares y qué lugar ocupa en su árbol de genealógico. Incluye los lugares que visitó y cómo estos influyeron en su experiencia. Es la vida completa de un personaje protagonista, secundario relevante o personaje «punto de vista».

Los personajes de ficción tienen un backstory simplificado, con foco en lo que concierne a la historia en curso. No necesito saber el nombre del bisabuelo que peleó en la segunda guerra si ese dato no tiene ninguna relevancia ni forma parte de ninguna trama de la historia presente.

¿Explica cómo llegó este personaje aquí? Probablemente. ¿Lo usaré en la historia? No se me ocurre cómo. ¿Lo tengo que escribir en alguna parte? Si lo quieres hacer, pues sí.

Una pieza muy útil en el desarrollo de una historia es la ficha de un personaje. En ella incluyes los elementos esenciales de su backstory. Esos eventos, personas y lugares de su pasado que lo llevan a ver el mundo de una manera específica y a tomar las decisiones que toma. O para darle algún colorido y distinción. Pero no pierdas el tiempo relatando la historia del abuelo y el abuelo del abuelo que no figuran en ninguna parte del relato.

Ejemplo de ficha de personaje

Hay muchos tipos de fichas. Las más comunes son las que se usan en juegos de Rol y las puedes encontrar con Google o en Pinterest. La que usamos en el diplomado de guion para series de TV es la que uso en mis historias porque tiene lo justo y necesario.

Ficha de un Personaje
Ejemplo tipo de una ficha para personaje. Algunas personas agregan una foto o ilustración. Solo debe incluir información sucinta acerca del personaje que tiene cabida en la historia.

Cada uno de los ítem de esta ficha tiene una razón de ser en la historia del personaje. Todos tienen un «porqué». Recuerda que la ficha es acerca del personaje al comenzar la historia presente, en la historia que estás escribiendo. Lo que hizo que el personaje sea de esta manera es su backstory.

El backstory del mundo

El recurso es similar al de los personajes. Es una pieza importante para explicar por qué el mundo es como es en el momento que se inicia la historia. Es parte del worldbuilding y es resultado inevitable del proceso de crear mundos.

Ahora bien, la regla de «solo es útil si lo uso» aplica igualmente que en el backstory de personaje. ¿Me sirve saber que tal valle se creó por la caída de un meteorito un millón de años atrás? Cuando es relevante para la historia, sí sirve. Cuando es un dato simpático para describir el paisaje e informa la manera en que los personajes se relacionan con él, también sirve. Cuando no lo uso de ninguna manera, ni para pintar el mundo ni para pintar los personajes ni para pintar la historia, pues es un dato inútil.

En una historia que estoy escribiendo, me vi de pronto en un extraño bloqueo porque no sabía cómo comenzar. Conozco la historia de los personajes al revés y al derecho y podría contar la historia sin ningún detalle. Pero al momento de ubicar a los personajes en lugares físicos, alejados, y que dicha lejanía operara a favor de la historia… No supe cómo tejer la madeja.

Pues tuve que hacer un mapa. Sí, lo hice. Fui a Google Earth y recorrí el planeta tierra hasta que encontré un territorio interesante que se ajusta al mundo donde transcurre la historia. Lo copié sin ninguna etiqueta en un PPT. Dibujé fronteras, caminos, ciudades. Y al cabo de unas horas me estaba haciendo demasiadas preguntas.

¿Cuánto demora una persona en viajar de un lugar a otro? ¿A qué distancia están dos puntos del mapa? ¿Cuánto demora un caballo en recorrer X distancia? ¿Cuál es la resistencia diaria de un caballo? ¿Qué tipo de carruajes existen? ¿Se puede viajar de noche, con o sin luna llena? ¿Cuál es la economía de los pueblos donde pernoctan los viajeros? ¿Cómo defienden sus territorios? ¿Qué tan rica es su cultura? ¿En qué creen? Y así por muchas horas.

Esas preguntas responden a la historia presente, a la que quiero contar. Pero cada una de esas preguntas tiene una historia propia. Y ese backstory particular no tiene relevancia en la historia que quiero contar. Y por si te interesa saber, los caballos pueden recorrer aproximadamente 45 kilómetros a trote ligero durante un día, con algunos descansos en el camino. Por eso hay pueblos cada 20 ó 25 kilómetros. En los pueblos hay tabernas, alojamientos, comercio en general. Una cultura occidental victoriana agraria y con servicios «civilizados».

Luego de responder a todas estas preguntas y las nuevas preguntas que surgieron de ellas, el bloqueo terminó.

No diré ni explicaré nada de esto en la historia que estoy escribiendo. Mis personajes viven en este mundo y sus vidas son así. Sus viajes son de a 45 km por día, máximo. Y la historia se nutre (y también sufre) por ello. Tuve que modificar el orden de los eventos en el relato. Porque viajar 600 kilómetros en este contexto equivale a quince días. La última vez que viajé 600 km demoré 6 horas y media, con descansos en la ruta. Imaginar este mundo con viajes en carruajes a caballo de pronto nutrió mi mundo de maneras que no había planificado y el relato se volvió rico en detalles.

¿Tengo que detallar todo cada vez que aparece? Pues no. Para los personajes «el mundo es así». Cuando escribo un cuento donde un personaje habla por teléfono, no explico cómo funciona el equipo, si es fijo o inalámbrico o celular, si es básico o inteligente, ni hablo de los nodos de comunicación ni de las redes ni nada. Eso es aburrido (en la historia). A ti como autor(a) te sirve saber la tecnología del momento en que transcurre la historia, y así no cometes el error de ubicar un teléfono inteligente de bolsillo en una historia ambientada en 1977.

Como este ejemplo hay muchos más.

Mi documento de worldbuilding con todos los backstory de personajes, las tramas y subtramas de la historia, y más detalles culturales, económicos, religiosos y otros, tiene solo diez páginas. Y en esta oportunidad hice un PPT con un mapa trucho y pantallazos de ciudades y pueblos a modo de referencia. No tengo un modelo o template para mis «mini biblias» de la historia. Pero tengo una biblia de una serie que adoré, que puedo compartir y que es bastante ejemplificadora: Biblia de la serie Battlestar Galactica (en inglés).

Recuerda esta regla de oro: los personajes tienen historia antes de la historia y el mundo donde viven también; si no vas a usar los detalles del backstory en tu relato, aunque te enamores de esos detalles, no son útiles.

No pierdas tiempo escribiendo una biblia épica para entender el mundo de tu historia si luego no los vas a utilizar. A no ser que quieras escribir un Juego de Tronos y te vas a pasar la vida escribiendo la biblia en vez de escribir la historia. En ese caso, mejor haz una Wiki.